Mass Effect: Andromeda

Por el el Análisis, 6 Más
cerrar [x]

Análisis – Mass Effect Andromeda

La exploración espacial, visitar otros planetas, mundos o universos, otras galaxias y explorar lo desconocido. Mirar a las estrellas y sentir la llamada de lo que no conocemos y querer saltar a la aventura para averiguarlo.
Los seres humanos siempre hemos querido aventurarnos en el espacio, saber si existen otros planetas con condiciones similares a la Tierra, saber si existe vida más allá de nuestra galaxia, pero desgraciadamente no disponemos de medios suficientes para ello… Aunque tal vez en un futuro sí podamos explorar, vivir en otros lugares, empezar de cero… Y este es el planteamiento de Mass Effect Andromeda, la nueva entrega de la prestigiosa saga de rol de Bioware que nos brinda un nuevo comienzo para la saga lejos del legado de nuestro querido Comandante Shepard y la Normandía y su batalla contra los Segadores. Así pues, nos disponemos a analizar este título.

Argumento:

El argumento inicial de Mass Effect Andromeda es el de colonizar una nueva galaxia desconocida, lejos de la nuestra, concretamente a unos 600 años luz. Esto lo lleva a cabo la llamada Iniciativa y por motivos argumentales que tendréis que descubrir vosotros mismos, nos convertiremos en el Pionero. Al llegar al Nexus (la nueva Ciudadela) podremos observar que la situación no se parece demasiado a lo que se prometía y será nuestra misión descubrir el porqué de todo esto y por supuesto, solucionarlo. De este modo tendremos que arreglar los problemas de los planetas habitables e intentar hacerlos prosperar, construir colonias y mucho más. Sin lugar a dudas es una de las mejores sensaciones del juego, ya que no tienes prisa por nada, puesto que tu deber es explorar lo desconocido.

Por supuesto, no todo queda ahí; descubriremos nuevas razas y una tecnología muy misteriosa que nos dará más de un quebradero de cabeza, además de varios giros de guión que nos engancharán todavía más. Sin embargo, no os adelantaré nada. Como Pioneros, tendréis que descubrirlo y enfrentaros a ello vosotros mismos.

Jugabilidad:

Entramos en uno de los puntos más fuertes del título ya que, como bien sabemos, nuestra misión como Pioneros es la de explorar nuevos planetas, y para ello BioWare nos regala unos mapas increíblemente enormes con cientos de misiones secundarias, actividades, secretos por descubrir, enemigos a derrotar y muchas más posibilidades que irán aumentando a medida que avancemos.
Además, se nota que son planetas vivos, con animales y plantas exóticas y mucho movimiento, que siempre se agradece en juegos de este estilo en contraposición a un mundo vacío y monótono.
Las misiones son muy variadas, y aunque como en todos los RPG están las clásicas misiones de recadero, hay otras con una historia detrás más interesante y que da gusto realizar. Además, si están lejos no tenemos de que preocuparnos, puesto que podemos ir con el Nomad (un vehículo similar al Mako del Mass Effect original) con el que podremos llegar literalmente a cualquier sitio. Tiene dos modos este vehículo, con uno podremos ir más rápido y con otro podremos subir montañas y superficies empinadas. Lo ideal es combinar ambos para hacer un uso óptimo del vehículo, el cual además podremos mejorar con diversas características que nos permitirán llegar aún más lejos, como mejoras de escudos, de salto o de propulsión.

En cuanto al combate, tenemos una gran variedad de movimientos y personalización. Podemos aplicar puntos de habilidad en cualquiera de las tres ramas desde el principio del juego. Estas ramas son las de biótica, las tecnológicas y las de combate. Además, tenemos algunas habilidades clásicas en la saga como el empujón o la descarga eléctrica.

Nuestros compañeros tienen un menor número de habilidades y para conseguir su “habilidad definitiva” tenéis que completar las misiones de lealtad de cada uno de ellos (hacedlo, vale mucho la pena).

Para poder utilizarlas en combate debemos colocarlos en R1, L1 y otra que se activa pulsando ambos a la vez. Las armas se usan como de costumbre, apuntar e intentar tener puntería para matar rápidamente al enemigo. Si nos dañan, siempre podemos ocultarnos en las coberturas, que en este título son automáticas, y así recuperaremos nuestros escudos y nuestra salud. Cabe destacar que al principio (personalmente) se me hacía extraño que fueran automáticas, pero te acostumbras muy rápido y ni te das cuenta, ya que no influye negativamente en la acción.

Otra novedad es la del jetpack, que nos aporta mucha movilidad al esquivar, saltar a lugares elevados e incluso mantenerse unos segundos en el aire, aunque si juegas en dificultad “Locura” esto te convierte en una diana demasiado fácil, así que no es demasiado aconsejable.

Otra gran novedad es el escáner, que se asemeja mucho (por poner un caso más o menos reciente) al sentido de brujo de Geralt en The Witcher 3. Con este escáner podremos obtener los datos de la flora y fauna de todos los planetas, además de seguir rastros y muchas funciones más que debéis descubrir. Usadlo mucho, que os puede salvar en incontables ocasiones.

Por si no fuera poco, si con nuestro escáner investigamos y obtenemos muchos datos, obtendremos puntos de investigación. Si a esto le sumamos el encontrar materiales y en nuestra Tempest visitamos la sección de Investigación o Desarrollo, podremos gastar los puntos que hemos obtenido explorando, en planos de armas y armaduras (entre muchas cosas más) que podremos construir a continuación.

Por último, destacar que contamos con el ya conocido Mapa de la Galaxia, con el que poder viajar de sistema en sistema, pudiendo recoger materiales en diversos planetas y detectar anomalías con nuestro escáner planetario. Un detalle que me ha encantado es que cada planeta tiene su Período orbital, Velocidad orbital, Masa, Radio, Volumen y muchos detalles más que lo hacen mucho más realista.

Por supuesto, como en Mass Effect 3, el modo multijugador contraataca de nuevo y además con un sistema muy similar al del título anterior, ya que seguimos teniendo las misiones cooperativas de hasta cuatro jugadores en las que debemos derrotar a todos los enemigos cumpliendo objetivos varios como el de conquistar zonas, piratear algo en concreto o aguantar en una zona cierto tiempo. Siempre son diez fases cuya dificultad varía según juguemos en Bronce, Plata u Oro.

Además, podemos seleccionar todas las razas, aunque al principio solo contaremos con humanos, pero según vayamos jugando y consiguiendo créditos, podremos gastarlo en paquetes que nos darán nuevos suministros, armas e incluso algún personaje nuevo. Sin lugar a dudas si juegas con varios amigos es divertido y adictivo por el hecho de querer hacerte con todos los personajes.

Apartado audiovisual y detalles:

Este es un tema que los días anteriores a la salida del título trajo mayor miedo a los seguidores (y a los no tanto) de la saga. Cierto es que hay animaciones y algunas caras que podrían estar mejor hechas, sí, pero realmente con la inmersión que ofrece este juego, cuando estás metido de lleno en la historia y explorando, ni siquiera te fijas. No por ello se debe pasar por alto, pero tampoco crucificar al juego y muchos menos amenazar a trabajadores de la compañía como se ha hecho (lamentablemente) en redes sociales. Además, todos los planetas son muy bellos, gráficamente espectaculares y el juego en sí va bastante fluido en líneas generales, tanto en exploración como en combate. Además, destacar que una vez en el planeta no hay tiempos de carga, lo cual es un acierto en mi opinión porque no te corta la acción en ningún momento y hace que la sensación de inmersión sea aún mayor.

También hay que decir que hay algo de popping en algunas ocasiones, pequeños bugs y que alguna textura no está como debería, pero son errores que no influyen en la experiencia general.

Destacar también que a las pocas semanas de salida, BioWare lanzó una actualización que solucionaba muchos de estos problemas y mejoraba enormemente algunas animaciones faciales, por lo que los que juguéis ahora no debéis preocuparos tanto.

La banda sonora es de John Paesano, que nos brinda temas de gran variedad, que se adaptan genial a la situación, ya sea más informal, épica, de combate o romántica. El tema principal ya es de por sí evocador y personalmente me emociono cada vez que lo escucho, por lo que considero que la banda sonora cumple con creces su cometido. Por supuesto, como costumbre os dejo un par de ejemplos, entre ellos en tema principal que he mencionado anteriormente:

Conclusión:

Mass Effect Andromeda es un nuevo comienzo, tanto para la saga como argumentalmente. Como Pioneros debemos explorar nuevos planetas y colonizarlos, y gracias a esto es uno de los títulos que mayor sensación de inmersión ofrecen hoy en día. Además, tiene las bases de todos los Mass Effect anteriores junto a mundos enormes, misiones variadas y cargadas de contenido, personajes secundarios que se les coge cariño cuando los conoces y un argumento que mejora conforme más exploramos y avanzamos. Además, cuenta con un modo multijugador muy similar al de Mass Effect 3 que ampliará por muchas horas más la experiencia de juego. Cierto es que hay pequeños bugs y animaciones mejorables, pero al ser un mundo abierto tan inmenso podemos perdonarlo más.

Así pues, no pierdas un minuto más, únete a la Iniciativa y sube a bordo de la Tempest, que la tripulación espera impaciente el inicio de esta gran aventura.

Lo bueno

  • Una gran sensación de inmersión
  • Una cantidad y variedad de contenido brutal
  • Un argumento interesante
  • Una nueva galaxia que descubrir
  • Algunos planetas son realmente bellos
  • La fluidez del combate
  • Colonizar nuevos planetas
  • La banda sonora
  • El retorno del multijugador

Lo malo

  • Pequeños bugs
  • Algunas animaciones faciales son mejorables
  • Hay misiones secundarias algo simples
8.5

Escrito por: César Boquera Solaz

Estudiante universitario de comunicación audiovisual. Amante de los videojuegos desde los 3 años y de los rpg desde los 9.
En mi tiempo libre compongo rap.
CM de @ComunidadFF

LegiondeJugadores

Comunidad de jugadores/as. Únete a nosotros para estar al tanto de las últimas novedades y encontrar una nueva visión de los videojuegos.

Nuestro Twitter