Moonlighter

By on on Análisis, 4 More

Análisis – Moonlighter

Comerciante de día y héroe aventurero de noche. No, no estamos hablando de ningún tipo de cómic de superhéroes. Nos referimos a Moonlighter, una nueva propuesta en el ámbito indie y primer título del estudio español Digital Sun. Los valencianos nos presentan un RPG con tintes de rogue-lite que recoge ideas de otros juegos, llevándoselas a su propio terreno para crear algo muy novedoso.

Moonlighter

En Moonlighter controlaremos a Will, un comerciante que debe hacer crecer su pequeño negocio mientras se juega la vida luchando en mazmorras para conseguir provisiones. En concepto puede parecer algo simple, pero estamos antes una obra que mezcla la estética de Zelda, generación aleatoria de mazmorras a lo The Binding of Isaac, y estar a cargo de una villa como en Stardew Valley. Y lo mejor es que todos estos engranajes funcionan juntos a la perfección, convirtiendo a Moonlighter en una obra única.

La odisea del héroe

En lo narrativo, Moonlighter no se complica demasiado. Llegamos a la villa para hacernos cargo de la tienda de la familia. Para sacarla adelante, necesitaremos conseguir objetos y suministros en las peligrosas mazmorras que hay a la afueras, para luego venderlas. Podremos tener pequeñas conversaciones con los habitantes del pueblo, pero no pasan de ser anecdóticas. En las mazmorras encontraremos algo de lore sobre las mismas. Y básicamente ahí queda la cosa. Desde el minuto uno nos quedará claro que aquí no hemos venido a que nos cuenten una gran historia, eso es lo de menos. Hemos venido a vivir una aventura, luchando contra monstruos para conseguir grandes tesoros. Y para eso están las cinco mazmorras presentes.

The Binding of Will

Éstas, son generadas proceduralmente cada vez que nos aventuramos en una. Todas tienen una elevada dificultad, la cual aumenta a medida que avanzamos por ellas. Cada una de las mazmorras están divididas en varios niveles, tres con diferentes habitaciones y enemigos, más un último donde nos enfrentaremos al jefe de turno. Hay estancias en que las puertas no se abren hasta que las hayamos despejado, otras poseen cofres con objetos raros y algunas contienen lagos de agua donde podremos curarnos. Aunque, en ocasiones, muchas de ellas se repiten demasiado una vez empezamos a rejugar las mazmorras.

Moonlighter

Como decíamos, hay cinco en total. En ellas nos encontraremos con temáticas diferentes. Entre ellas hay un bosque, un desierto o una con elementos tecnológicos. Pero esto no sólo se queda en lo visual. Todos los enemigos estarán basados en la temática de su mazmorra y cada uno de ellos tendrá sus pautas de ataque. Esto le brinda a Moonlighter una variedad muy enriquecedora, y consigue que continuamente estés descubriendo cosas nuevas en tu aventura.

El ciclo de la aventura

Sin embargo, la aventura de Moonlighter no es fácil. Estamos ante un videojuego diseñado para que no superes las mazmorras a la primera, y en esto juega un papel fundamental el inventario. Podemos llevar hasta cinco objetos en los bolsillos y otros veinte en la mochila. Si morimos, conservaremos los que llevamos encima, pero los demás los perderemos. La muerte te enseña que debes ser precavido, y que más vale retirarse a tiempo que perder todos tus objetos. Esto crea un ciclo muy interesante: entras en mazmorras, llegas hasta donde puedas, recoges todo lo que te quepa en la mochila, huyes y vuelves más fuerte. La progresión puede ser algo lenta, superar una mazmorra te puede llevar veinte intentos sin darte cuenta, pero funciona porque ésta nunca es igual cada vez que accedes.

Moonlighter

La tienda Moonlighter

Otro de los pilares del juego es la tienda. Como buenos dueños de un negocio que somos, debemos poner a la venta los mejores ítems que nos encontramos, para así conseguir cada vez más beneficios. Para ello, asignaremos precios a los objetos basándonos en el prueba-error, contemplando las reacciones de los clientes. Parece simple, y podría haber tenido un poco más de profundidad, pero acaba siendo muy gratificante ver cómo nuestros fondos aumentan después de jugarnos la vida en las mazmorras. Cuanto más avanzamos por ellas, más valiosos serán los objetos que nos encontremos, y el dinero que saquemos con ellos nos servirá para mejorar nuestro equipamiento y así superar más mazmorras. Es un ciclo perfecto.

Moonlighter

Pero este dinero no sólo nos servirá para comprar mejores armas y armaduras. Tenemos la posibilidad de mejorar nuestra tienda, lo que supondrá poder vender más y obtener mejores beneficios. Y, además, podremos gestionar la villa, contratando a nuevos mercaderes para conseguir mejoras y hacer crecer nuestra pequeña población.

Un placer para los sentidos

Audiovisualmente Moonlighter es una auténtica maravilla. Cuenta con un estilo pixelart con especial mimo hacia los detalles. Cada rincón del juego rezuma vida por todas partes. El título gana muchos puntos, ya no solo por la parte jugable, si no por el cariño que respira cada píxel presente en nuestra pantalla. Aunque no son muy variadas en diseño, las mazmorras presentan estéticas muy vivas, algo que no está presente en muchos juegos del género rogue-like.

Moonlighter

De la banda sonora se hace cargo David Fenn. Si jugasteis Titan Souls y os enamoró su música este hombre fue su creador. En Moonlighter no se queda atrás y hace un trabajo majestuoso y emotivo. Nos encontraremos con temas muy diversos, que encajan muy bien con lo que ocurre en pantalla.

Conclusiones

Moonlighter es un título excelente, y una gran noticia para el escenario indie, tanto internacional como de nuestro país. Digital Sun ha sabido mezclar con maestría lo mejor de dos géneros muy distintos sin que moleste en ningún momento a la jugabilidad. Presenta algunos bugs molestos a lo largo de la aventura, que se suplirán con futuros parches, y la progresión es algo lenta. Si buscas un juego con una gran historia y con más profundidad puede que te decepcione. Pero, si te gustan los RPG de la antigua escuela y buscas algo novedoso, Moonlighter debe estar sí o sí en tu biblioteca.

Este análisis ha sido realizado en PC gracias a un código proporcionado por Digital Sun.

The Good

  • Mezcla a la perfección los géneros rogue-like y de gestión
  • Dificultad bien ajustada
  • Audiovisualmente es una maravilla
  • Tiene una buena dinámica de progresión...

The Bad

  • ...pero puede hacerse algo lenta
  • Tiene algunos bugs molestos
  • Le hubiera venido de perlas haber profundizado más en la mecánica de gestión
8.5
Rubén López

Written by: Rubén López

Videojuegos, cómics, cine y música. Es todo lo que necesito en este mundo. Redactor a tiempo parcial y amante de las buenas historias.

LegiondeJugadores

Comunidad de jugadores/as. Únete a nosotros para estar al tanto de las últimas novedades y encontrar una nueva visión de los videojuegos.

Nuestro Twitter