The Alliance Alive

Por el el Análisis, 2 Más

Análisis – The Alliance Alive

«El rol por turnos está muerto». No es algo que piense yo, como individuo, sino un pensamiento generalizado. Final Fantasy, la que fuese la más grande y aclamada saga de los RPG de firma japonesa —se dice entre las malas lenguas— está en decadencia. Los grandes títulos de hoy en día apuestan por combates gráciles, fluidos. Dinámicos. Pero un servidor echa la vista atrás y se encuentra con Bravely Default. Y quizás en menor medida, pero hey, ahí está I Am Setsuna y (volviendo a lo mismo) World of Final Fantasy. Y no hace falta irse muy lejos para pensar en Persona 5 o en el futuro Octopath Traveler.

El rol por turnos no está muerto. Necesita oxigenarse, sin duda, pero no está muerto. Y es por eso que, en estos momentos de pura necesidad, títulos como The Alliance Alive brillan por encima del resto.

Cielo de cristal

The Alliance Alive no plantea nada nuevo. El mundo tal y como se conocía fue invadido por unos seres conocidos como Daemons. Los mismos, junto a una suerte de hombres bestias, se han hecho con el control del mundo, aislando a la humanidad y encerrándola en una suerte de jaula donde el cielo no es más que un producto de leyenda. Pero la verdadera importancia —a nivel narrativo— de The Alliance Alive no es tanto lo que cuenta, sino el como lo hace. Para ello nos pondremos, en primera instancia, en la piel de Galil y Azura. Dos jóvenes alistados en la resistencia que luchan contra la soberanía que les controla.

Partiendo de este punto nos encontramos con un título simple y con un remarcado parecido a Bravely Default. Nuestra tarea principal será la de aventurarnos y descubrir todo su mundo —uno que podremos observar desde diferentes perspectivas— mientras luchamos contra las fuerzas opresoras. Si bien sus personajes, que no dejan de tener una personalidad marcada, y sus diálogos acaban cayendo en los tropos y clichés del género. Se denota, desde luego, el trabajo de Yoshitaka Murayama, conocido por ser el padre de Suikoden, una de las sagas más longevas del RPG.

Con todo, se siente que The Alliance Alive no aspira a mucho. Es una obra simple, divertida. Juega con los giros argumentales y contiene alguna que otra sorpresa, pero no va más allá de eso. Cuesta no pensar que podría haber ido a más. No llega a sentirse menos de lo que es, en ningún momento, pero existe cierto margen de mejora sobre el que construir algo mucho mayor.

Renovando un sistema clásico

Es en el sistema de combate donde The Alliance Alive toma toda su fuerza. Con una reminiscencia clásica de los sistemas de trabajos, el título re-formula sus bases para ofrecernos una experiencia renovada. Para ello se eliminan los niveles y las clases, ofreciendo cierto factor orgánico al juego. Estas últimas se ven sustituidas por armas. Y es que cada personaje puede portar dos armas diferentes, teniendo la posibilidad de cambiar entre ellas en medio del combate. De su uso dependerá la obtención de nuevas técnicas y habilidades con las que combatir con nuestros enemigos.

Pero esa no será la única variable de la que dispondremos en el juego. Dentro de la escena del combate contaremos con diferentes posiciones en las que colocar a nuestros personajes. Según donde lo hagamos podremos reforzar diferentes estadísticas. Algunas potenciarán la magia mientras que otras aumentarán nuestra defensa. De igual forma, los personajes que se encuentren en primera línea recibirán más daños, pero también resultarán más eficaces con las armas cuerpo a cuerpo. Las posibilidades de The Alliance Alive no son pocas y es precisamente de ese complejo sistema variable donde nace su particular atractivo.

Pero esas no son sus únicas apuestas. Durante el combate también podremos asignar ataques automáticos o aumentar la velocidad de los golpes para quienes disfruten yendo al grano. Una incorporación que ayuda a respirar al título, especialmente en los momentos de farmeo, donde no haremos mucho más que derrotar a enemigos sin cesar. A esto se suma su modo Ignition, que permitirá a nuestros personajes a realizar un destructivo ataque a cambio de romper su arma — aunque luego podremos repararla, no todo está perdido.

Arte en forma de RPG

En lo técnico nos encontramos con una extensión de todo lo mencionado. Su estilo minimalista dota de perfecta personalidad a sus personajes; demostrando que no es necesario optar por grandes potenciales para realizar un gran trabajo. Ese factor artístico se ve también en sus escenarios —especialmente en las ciudades— que parecen estar sacadas de un cuadro al óleo. Una gran apuesta para un título de portátil.

Su banda sonora hace un trabajo parecido. Sus tonos saben adaptarse a la situación, formando una cohesión atrayente. Destacan los temas de combate, que saben como magnificar la acción. Por desgracia no todo es bueno. Y es que, sus cinemáticas, por otro lado, se llevan la peor parte. La falta de doblaje en ellas las hacen poco características. Se siente que sus escenas carecen de vida y fuerza. Toda una lástima, porque es un gran aliciente para la historia que nos cuenta la obra.

Conclusiones, un imprescindible para la portátil

Quizás The Alliance Alive no sea todo lo que podría haber sido. Pero no deja de ser un gran título. El hecho de que FuRyu se haya atrevido a lanzar una obra así en estos momentos es objeto de celebración. Aún estando en la recta final de Nintendo 3DS. Pese a encontrarnos en una era donde priman los remakes y remasterizaciones.

Con todo, nos encontramos ante un RPG que siente lo que hace y diceThe Alliance Alive no habrá inventado la rueda, pero sabe darle un gran uso. Es una apuesta divertida, con fondo y un apartado técnico muy atractivo. Sus múltiples posibilidades ofrecen una experiencia jugable totalmente funcional. Y aunque se echa en falta que cuente con voces en sus cinemáticas, su argumento cumple de principio a fin. No entrará en el Hall de la Fama del RPG. Pero es una gran apuesta para el rol de bolsillo.

Lo bueno

  • Un sistema de combate renovado
  • Gran apuesta por su apartado artístico
  • Siente mucho por los RPG clásicos sin caer en sus tropos habituales
  • Su historia resulta atractiva de principio a fin

Lo malo

  • Puede pecar de ser poco original
  • Sus cinemáticas no tienen voces
8,5

Escrito por: Oscar Martínez

Escribo más que duermo. Jefe de redacción de Legión de Jugadores y orgulloso miembro de este gran equipo. Trabajo día y noche por hacer de esta la mejor comunidad posible, crítica pero sincera y siempre con la actualidad como objetivo. Puedes encontrarme por Twitter bajo el nombre de @Hekiren_

LegiondeJugadores

Comunidad de jugadores/as. Únete a nosotros para estar al tanto de las últimas novedades y encontrar una nueva visión de los videojuegos.

Nuestro Twitter