¿Es realmente necesario el cambio en el sistema de combate de Final Fantasy VII Remake?

Final Fantasy VII Remake puede ser, posiblemente, el título más esperado de todos los tiempos. La epopeya de Square Enix (aún Squaresoft por aquel entonces) para PSX ha conseguido cautivar a generaciones de jugadores. La historia de Cloud, que el 31 de enero cumplirá 22 años, marcó a todos aquellos que en su momento tuvieron la increíble oportunidad de contemplar la evolución de la franquicia.

Directa desde Super Nintendo con Final Fantasy VI precediéndola, la séptima entrega recibió los 32 bits con los brazos abiertos. Fondos prerrenderizados, polígonos, animaciones espectaculares… todo parecía tener cabida en una fantasía jamás vista. Así, aquel grupo de terroristas entrañables que cautivó a todos provocó mares de lágrimas con el anuncio del ya tan famoso remake. Pero, a raíz del retraso, una pregunta resuena en la cabeza de todos: ¿es realmente necesario el cambio en el sistema de combate?

Final Fantasy VII Remake trastocará todos nuestros recuerdos

Se trata de algo inevitable. Desde el instante en que se presentó el proyecto, tendríamos que haber empezado a asumirlo. Así, Final Fantasy VII Remake no tendrá absolutamente nada que ver con el clásico de 1997. Y, para un servidor, esto no podría ser mejor. Me explico. Tras la historia de Terra, protagonista de aquel excelso Final Fantasy VI de 16 bits, nos llegó al mercado el nuevo título de una de las franquicias más exitosas de la historia de los videojuegos.

Final Fantasy VII Remake

Con él, la fantasía final cobraba un nuevo significado. Así, adoptando un rumbo completamente distinto, nos alejábamos de lo medieval para sumergirnos en una urbe tecnológica. Con un toque más steampunkFinal Fantasy VII sorprendió a todos con personajes a la altura de estas nuevas localizaciones. Un hombre con un brazo-metralleta, un espigado soldado con una enorme espada metálica, un gato a lomos de un robot… aparentemente, todo parecía tener cabida en este título.

Aquel enorme mapamundi con ciudades tan pintorescas como Cañón Cosmo o Junon. El descubrimiento del origen de Sefirot, atormentado en aquella biblioteca sin fin. Una banda sonora espectacular que encajaba en cada momento de la obra. Como reza el anterior subtítulo, Final Fantasy VII Remake trastocará todos nuestros recuerdos. Y, de hecho, lo hará exactamente igual que la obra en la que se inspira.

La nostalgia, en ocasiones, es muy mala consejera

Que Square Enix ha maltratado a la franquicia Final Fantasy en los últimos tiempos es un hecho (discutible, por supuesto). La política de DLC’s seguida con la entrega número XV mermó un título que, ya cerca de su final, ha resultado ser excelente. El periplo de Noctis sufrió del famoso tijeretazo que nos brindó aventuras de cada uno de sus compañeros. Y, casi tres años después de su salida, aún continua incompleto. Pese a esto, y siempre para un servidor, Final Fantasy XV es una obra que el tiempo sabrá colocar en su sitio.

Final Fantasy VII Remake

¿A dónde quiero llegar con esto? Muy simple. Square Enix ha decidido, por activa y por pasiva, que el rumbo a tomar con Final Fantasy es el de RPG de acción. Los nipones tienen una cosa clara: para el combate por turnos ya tenemos a Dragon Quest. Así, en la senda marcada por el antiguo Final Fantasy Versus XIII, el remake de la séptima entrega abandonará el sistema clásico de combate de la franquicia. La apuesta es arriesgada pero podría tener una explicación: confían en captar al público casual.

Aquellos jugadores esporádicos, amantes de la acción rápida que ofrecen títulos como Call of DutyFortnite, son los que se encuentran en el punto de mira de Square Enix. ¿Es esto realmente malo? La industria se abre cada vez a más gente, trayendo dicha expansión consigo situaciones como esta. De hecho, el ejemplo más flagrante podría ser Resident Evil 2 Remake. El cambio en el combate no es algo malo dado que, de querer disfrutar el antiguo, ya tenemos la obra original.

Este remake marca la senda que va a seguir Square Enix con la franquicia

No sería de extrañar que Final Fantasy no regresase al combate por turnos. De hecho, todos los indicativos apuntan a ello. El espectacular tráiler que pudimos contemplar en el pasado E3 2015, hasta el momento lo único que hemos visto del proyecto, nos mostraba un título ambicioso que apostaba por acción a raudales. Así, nada tenía que ver con la obra original en la que se encuentra inspirado. Siendo esta, para mí, la mejor de las noticias.

Debo confesar que amo con locura todo lo que representa Final Fantasy VII. Tarareo sus melodías continuamente, me fascino cuando pienso en su sistema de materias, me entristezco al recordar los pasajes más duros de su historia… y, con todo esto, ansío el momento de probar Final Fantasy VII Remake. Con todos los cambios que traiga consigo.

Porque la obra original, esa que hemos jugado y rejugado durante décadas, permanecerá intacta por mucho que pasen los años. Siempre podremos volver a sumergirnos como hicimos la primera vez, reviviendo cada momento y repasando los diálogos al unísono. Pero Square Enix en esta ocasión va más allá: nos ofrece una experiencia completamente nueva de aquello que amamos. Una revisión a esa fantasía final que nos embaucó hace más de dos décadas. Y yo, personalmente, no puedo tener más ganas de contemplar de nuevo la majestuosidad del universo de Final Fantasy VII.

Written by: Abelardo

Estudiante de Filología Hispánica. Empecé con una Súper Nintendo y jamás dejé esta afición. Veo películas, y a veces leo, pero con la frecuencia con la que pasa un cometa.

LegiondeJugadores

Comunidad de jugadores/as. Únete a nosotros para estar al tanto de las últimas novedades y encontrar una nueva visión de los videojuegos.

Nuestro Twitter