Dirt 5

Por el el Análisis, 10 Más
close [x]

Análisis – Dirt 5

Llega en el tiempo de descuento, pero Dirt 5 por fin ha aterrizado en PlayStation 4 y Xbox One. La nueva iteración de Codemasters se desdibuja de lo ofrecido en una cuarta entrega un tanto floja y recupera la esencia punk de Dirt 2 y 3, los mejores de la serie. Además, llega con la promesa de actualizarse de forma gratuita a PlayStation 5 y Xbox Series X por lo que se trata de una oportunidad genial para hacerse con el trono de las carreras offroad. ¿Estará a la altura del desafío? Descúbrelo en nuestro análisis.

Análisis Dirt 5: Carrera contra los elementos

Lo primero que llama la atención de Dirt 5 es que se trata del mismo estudio pero son muy distintas las manos que se han encargado de él, y eso es algo que se nota ya en los primeros compases. Dirt 5 ha sido desarrollado por Codemasters Cheshire, estudio formado por los antiguos integrantes del desaparecido Evolution Studio, hacedores de la saga MotorStorm -cómo la echamos de menos- y del magnífico DriveClub. Se notan las reminiscencias de MotorStorm en cada poro de Dirt 5, siendo un título que apuesta por una jugabilidad aún más arcade de lo que la saga nos tiene acostumbrados (quién busque simulación tiene a mano los Dirt Rally, que vienen a sustituir a la saga Colin McRae) y creemos que el cambio le sienta muy bien a una saga que necesita revisar su fórmula para no ceder ante nuevos contendientes.

La apuesta de Dirt 5 es clara y concisa: un modo Trayectoria que nos ofrece todo tipo de pruebas en las que probar todos sus coches, un modo Arcade para poder escoger prueba con total libertad, y un modo Playgrounds que puede hacer las delicias de aquellos con alma de diseñador de gymkhanas.

La Trayectoria, el modo principal de Dirt 5

Dirt 5 nos plantea un modo Trayectoria basado en ligeras bifurcaciones en las que se van sucediendo los eventos, de manera que en todo momento podamos elegir que tipo de pruebas queremos afrontar de entre todo el abanico de categorías que atesora. El título nos presenta un total de 120 pruebas repartidas en 5 capítulos distintos, cada uno de ellos con un gran evento final y que nos llevarán a competir por los circuitos más escarpados y espectaculares del mundo. Ya sea sobre asfalto, tierra, barro, nieve o hielo, participaremos en multitud de pruebas en las que se pondrán a prueba nuestras habilidades. La mayoría consistirán en carreras, pero también vuelven desafíos de Dirt Showdown con Gymkhanas en las que realizar acrobacias, destruir carteles y más.

Según nuestro rendimiento en cada una de las pruebas reuniremos sellos que necesitaremos para desbloquear la prueba final de cada uno de los episodios. Además, en cada prueba se nos propondrán 3 desafíos extra que nos permitirán conseguir una mayor reputación, lo que nos dará acceso a mejores patrocinadores y por tanto a más dinero con el que comprar nuevas monturas. También ganaremos experiencia, que nos servirá para poder desbloquear coches de mejor rendimiento y diseños exclusivos para nuestros bólidos.

Necesitaremos mucha experiencia y mucho dinero para poder hacernos con todos los coches de cada una de las 12 categorías que convergen en el juego. Cross Raid, Rock Bouncer, Rally Cross, Classic Rally, Sprint, Unlimited o Super Lites son algunas de las categorías de coches que podremos encontrar y que nos obligarán a adaptarnos a ellos para lograr vencer en todas las pruebas. Unas pruebas que nos llevarán por un total de 70 circuitos situados en 10 localizaciones distintas y en las que deberemos luchar también contra las inclemencias del tiempo. Porque sí, durante la prueba puede empezar a llover, a nevar, o arreciar una tormenta de arena. Puede hacerse de noche y podemos sufrir una tormenta eléctrica. No llega a los niveles de MotorStorm Apocalypse, pero se notan sus influencias.

Playgrounds, crea tu circuito

Un modo que quizá ha pasado algo desapercibido durante la campaña promocional de Dirt 5 ha sido el de Playgrounds. Este modo nos permite crear nuestras propias pruebas con circuitos creados por nosotros mismos y compartidos con la comunidad. Ya sea una contrarreloj, un Gate Crasher o un Smash Attack, el modo nos permite diseñar nuestra propia gymkhana con rampas, saltos, desniveles, loops, túneles y anillos de fuego. Una zona de recreo en la que dejarnos llevar y preparar pruebas de lo más exigentes al más puro estilo Trackmania.

Las gymkhanas poco tienen que envidiar a los Hot Wheels

Si ya durante los días previos al lanzamiento hemos podido disfrutar de grandes retos -porque los diseñados por un servidor dejaban mucho que desear- no podemos ni imaginarnos lo que será capaz de hacer una comunidad volcada en dicho modo. Es un poco sencillo de salida, pero si tiene buena acogida y Codemasters le añade nuevas piezas para construir, puede darnos auténticas maravillas. Un gymkhana maker de manual.

Por último está el modo online que vuelve a reunir lo mejor de lo ya visto en Dirt 2 y 3. Vuelven las partys con alocados modos y las carreras multijugador clásicas. Dentro de las partys podremos participar en Vampiro: uno de los coches es el vampiro y debe chocar con los otros para convertirlos mientras éstos huyen como pueden; el modo Rey es una suerte de rey de la colina en la que se sitúan dos coronas en el circuito y los jugadores deben cazarlas y mantenerlas todo el tiempo posible para sumar puntos. Por último tenemos Transporter, en el que deberemos coger un objeto y llevarlo a la otra punta del escenario… si nos dejan.

Apartado gráfico decepcionante pero comprensible

Sin duda el talón de Aquiles de Dirt 5 se halla en su apartado gráfico. Es evidente que la crisis del Covid19, las presiones por salir en fecha y el tener que desarrollar el juego para tantísimas plataformas le ha pasado factura al estudio. Dirt 5 se lanza en Xbox One, Xbox One S, Xbox One X, Xbox Series S, Xbox Series X, PlayStation 4, PlayStation 4 Pro, PlayStation 5, PC y Google Stadia. Resulta muy difícil optimizar el juego cuando sales para tantísimas plataformas casi a la par, por lo que comprendemos que el rendimiento actual del juego debe pulirse mediante parches.

En nuestro caso hemos analizado Dirt 5 en una Xbox One X y el juego permite 2 modos gráficos: mayor suavidad o mayor calidad. El primero funciona a 60fps con algunos efectos menores, y el segundo funciona a 30fps con mejor acabado gráfico. Lo cierto es que en ambos hemos sufrido problemas de tearing, fallos de sincronización vertical y caídas de frames cuando se junta mucha acción en pantalla. No todo es malo, puesto que los efectos de iluminación son sorprendentemente buenos, las texturas de los coches están muy trabajadas y los fondos decorados de los circuitos están bastante logrados. Sin embargo no podemos evitar que se nos quede cierto regusto amargo al ver el pobre rendimiento técnico del título de lanzamiento.

Todo sea dicho, estamos a la espera del parche día 1 que esperemos solucione la mayoría de estos inconvenientes, sobre todo los exasperantes tiempos de carga que llegan a alcanzar los 45 segundos para pruebas de escasos minutos. Faltará por ver que tal el rendimiento en las consolas de nueva generación, ya que este análisis será editado en cuanto se active la función Smart Delivery y pueda ser testeado en una Xbox Series X.

«Un resplandoh y hase PUM»

En cuanto a lo sonoro el título destaca con 40 canciones de lo más destacado de grupos como The Prodigy, The Chemical Brothers o Ed O’Brien. Lo que se complementa con un excelente doblaje al español para los presentadores del modo Trayectoria y que conforman un conjunto de lo más sólido.

Conclusiones

Dirt 5 estaba pensado para salir en el momento perfecto, pero el destino le ha puesto piedras en el camino. Es un maravilloso arcade offroad, con multitud de categorías, eventos y pruebas. Divertido, accesible y muy, muy recomendable, pero que llega con la pega de encontrarse mal optimizado a nivel técnico. ¿Lo mejor? Que es algo que puede solucionarse con un par de parches, por lo que estamos seguros que con el paso de los días el título lucirá como sus desarrolladores prometían.

Dirt 5 es un digno sucesor de la saga que enmienda las carencias de Dirt 4 y recupera la esencia punk y la acción desenfadada para coronarse como uno de los máximos exponentes del género offroad. No llega a los niveles de excelencia de Dirt 3, pero es bueno saber que Codemasters ha recuperado la esencia de la franquicia y que de ahora en adelante solo pueden ir hacia arriba. Y por si fuera poco, el título se actualizará gratuitamente a PlayStation 5 y Xbox Series X, plataformas en las que puede brillar con luz propia al ser uno de los títulos de lanzamiento.

Lo Bueno

  • 12 categorías distintas de vehículos en 70 circuitos distintos
  • El gameplay se ha retocado para hacerlo aún más arcade, accesible y adictivo
  • El modo Playgrounds es todo un acierto para la comunidad
  • Los modos online, sin ser muchos, cumplen sobradamente

Lo Malo

  • El modo Trayectoria no engancha cómo debería, se siente como una simple sucesión de pruebas
  • El apartado técnico necesita mucho trabajo, urgen parches para arreglarlo
8.5

Escrito por: Daniel Funes Castillo

Webmaster de Legión de Jugadores. Fanático de los videojuegos con 3 años, empecé con Super Mario World y desde entonces no he parado. Busco crear una comunidad abierta y tolerante dónde todos puedan participar y dar su opinión.