Hitman 3

Por el el Análisis, 8 Más
close [x]

Análisis – Hitman 3

Hitman III: La obra cumbre de IO Interactive

La saga Hitman ha sido muy prolífica desde su primera entrega en el año 2000. IO Interactive ha sabido trasladar la letalidad y versatilidad de un agente secreto al mundo del videojuego con un acierto considerable, especialmente si atendemos a la trilogía que servía de relanzamiento de la saga y que dio inicio en 2016. En apenas 5 años, la compañía danesa ha lanzado tres entregas en las que repasa los inicios del enigmático Agente 47 y cierra un arco argumental que, si bien no está a la altura de las grandes producciones, deja un muy buen sabor de boca.

Con Hitman III esta trilogía que sirve a modo de prólogo concluye en un apoteósico capítulo final que resuelve muchas dudas de entregas anteriores y nos ofrece algunos de los mejores niveles y el mayor abanico de opciones posibles para superarlos. Agarrad vuestra arma, agentes, nos infiltramos de lleno en el análisis de Hitman III.

Entre lo convencional y lo novedoso

IO Interactive ha arriesgado lo justo con Hitman III. Sabedores de su habilidad para crear niveles desafiantes y con multitud de posibilidades, han querido seguir exprimiendo lo que mejor saben hacer mientras por otro lado potenciaban el gran punto débil que arrastraban las anteriores entregas; su narrativa. Se da más peso en esta ocasión a la trama, añadiendo cinemáticas introductorias a cada uno de los niveles, además de una posterior en cuanto lo completemos, para ayudar a dar más contexto a la misión.

No sólo eso, la compañía ha aprovechado mejor que nunca el espacio que brinda cada nivel para que el propio desarrollo de la misión haga avanzar también la trama y encontremos desperdigadas por los escenarios multitud de pistas, documentos y demás elementos que nos ayudan a dar mayor cohesión a la historia y ofrecen una trama mucho más completa y sin lagunas. Desgraciadamente esta apuesta por la narrativa queda a medio camino, sin llegar nunca a la altura de otros títulos similares como por ejemplo la saga Splinter Cell, pero sin duda supone un gran paso adelante que esperemos que sirva de precedente para futuribles entregas.

De entre las escasas novedades destaca el smartphone, una herramienta que servirá las veces de cámara como de dispositivo de hackeo para abrir puertas, ventanas y conseguir información clasificada. Toda esa información que logremos reunir no serán más que las piezas del rompecabezas que debemos completar para entender mejor el curso de la trama y brindarnos más opciones a la hora de cumplir nuestro cometido. No hay mucho más que contar entre las novedades del Agente 47, Hitman III es un título tremendamente continuista, lo cuál no es necesariamente malo si atendemos a la originalidad de su propuesta y la falta de alternativas similares en el mercado.

Los mejores niveles que hemos jugado nunca

Voy a ser claro. Hitman III no me ha impresionado en prácticamente nada. Es un juego redondo, entretenido y desafiante, sin excesos. Pero hay algo que sí que me ha dejado descolocado. El diseño de sus niveles es un prodigio. La forma en la que el estudio juega con la verticalidad en Dubai, con las calles laberínticas de Chongqing o la brutal propuesta del nivel de Berlín. Todo ello aderezado con una mejor inteligencia artificial que lleva a cabo comportamientos más realistas. Los enemigos nos buscarán, seguirán nuestros pasos, nos rodearán en pleno tiroteo y nos flanquearán a la mínima oportunidad. Por primera vez en la saga sentimos que se da mucho más peso a la inteligencia y astucia del asesino que a su habilidad con las armas. Ya pasaba antes, pero ahora el juego nos obligará a exprimirnos el cerebro y no jugar tanto a tirar la piedra y esconder la mano. Además, IO Interactive ha conseguido que los 6 escenarios que componen la aventura sean lo bastante diferentes entre sí para ofrecer una experiencia muy distinta sin salirse de la filosofía Hitman. Se agradece que experimenten, pero quizá vamos un poco tarde.

Y es que el principal problema de Hitman III es que llega casi a rebufo de la segunda entrega. Apenas ha habido tiempo de mejorar el motor gráfico, de trabajar en nuevas animaciones, de estudiar e innovar lo suficiente en el gameplay. Hitman III se siente un Hitman 2.5, un título que se conforma con ofrecer nuevos desafíos y profundizar un poco en la trama, sin ninguna otra aportación. Para el veterano que no quiera cambiar un ápice su experiencia puede valer, pero para los que no sean fanáticos de la saga este título les puede parecer muy descafeinado al no encontrar novedades de peso.

Ligera mejora gráfica y salto a la nueva generación

Si jugamos a Hitman III en la, desde ya, antigua generación de consolas, apenas notaremos una ligera mejora en algunas texturas, dientes de sierra y demás. Si por el contrario lo jugamos desde Xbox Series X/S o PlayStation 5 el upgrade es patente, adaptándose muy bien a las posibilidades de las nuevas máquinas y ofreciendo un salto considerable respecto sus antecesoras. Además, Hitman III marca un buen detalle para los fans: quienes tengan en su perfil adquiridos Hitman y Hitman II, podrán jugarlos desde Hitman III con las mismas mejoras técnicas con las que parte la última entrega. Una oportunidad de lujo para jugarse toda la saga del tirón con una mejora técnica que enriquece aún más sus bellos paisajes.

El rendimiento, por su parte, es bastante estable y apenas hemos notado un par de tirones por bajadas de fps en algunas secuencias en las que coinciden muchos NPCs o al usar el rifle de francotirador cuando habían partículas de humo y polvo en el ambiente. Fallos de poca importancia en momentos muy puntuales, que a buen seguro se solucionarán con un parche.

Conclusión

IO Interactive no ha querido jugársela con un título rompedor, y Hitman III es un “más y mejor” de manual. Introduce un par de novedades en forma del smartphone y la posibilidad de desbloquear atajos para las siguientes runs (y así mejorar nuestros tiempos), y por lo demás se mantiene inamovible en aquello que domina. Hitman III es a día de hoy el mejor en su género, un “simulador” de asesino de guante blanco que nos ofrece una enorme libertad a la hora de llevar a cabo los encargos y nos pica a pulir y mejorar nuestras técnicas de infiltración para convertirnos en el asesino perfecto de la ICA.

Además el estudio ha puesto a la trama como uno de sus pilares fundamentales y logra cerrar muy bien los arcos argumentales de la trilogía pese a lo endeble del punto de partida. Hitman III no es un juego perfecto, pero gustará mucho a quienes ya conozcan la fórmula y se deleiten con el sigilo y la infiltración.

Lo Bueno

  • El diseño de niveles es excelente, un centenar de posibilidades de completarlos
  • El rendimiento técnico en PS4 y XONE es más que solvente, en la next gen cumple sobradamente
  • Se atreve a experimentar ligeramente, pero manteniéndose fiel a su filosofía
  • Poder disfrutar de las anteriores entregas con el upgrade gráfico a PS5 y Xbox Series X/S

Lo Malo

  • Arriesga tan poco que no se siente como una nueva entrega
  • Un tanto corto y con pocos contratos de intensificación
8

Escrito por: Daniel Funes Castillo

Webmaster de Legión de Jugadores. Fanático de los videojuegos con 3 años, empecé con Super Mario World y desde entonces no he parado. Busco crear una comunidad abierta y tolerante dónde todos puedan participar y dar su opinión.