Judgment

Por el el Análisis, 6 Más
close [x]

Análisis – Judgment Remastered

Os traemos el análisis de Judgment Remastered para versiones de nueva generación, una suerte de remasterización que llega con ligeras novedades, las necesarias para conseguir elevar el juego de Ryu Ga Gotoku a esa versión que no adolece por la falta de potencia en las consolas de la pasada generación.

Análisis Judgment PS5

Existe un problema recurrente con el final de las generaciones de consolas y es que las características de estas suelen acusar la falta de renovación tecnológica cuando tratan de ejecutar un título de la última hornada. Estos problemas suelen recaer sobre las tasas de frames, la distancia de dibujado, fallos en las texturas o tiempos de carga suficientemente largos como para ir a hacerte un café. Algunos de estos problemas son los que podíamos encontrar en la versión original de Judgment, aquella que salió únicamente para PlayStation 4 y que, a pesar del gran juego que fue, presentó ciertas asperezas que, por fin, podemos decir que se han limado. Esto y más os contamos en nuestro análisis de Judgment Remastered.

El crimen organizado nunca se disolvió

El Kamurocho más thrilleriano está de vuelta. Takayuki Yagami y su agencia de detectives vuelve, como si de un flashback del pasado se tratase, para ponernos de nuevo en medio de un caso que ha revuelto a toda la sociedad de uno de los barrios más peligrosos de Tokyo, una fiel réplica de Kabukicho, la versión real. Tras graduarse como abogado, Yagami consigue una increíble gesta, defender al acusado en un juicio por homicidio cuando todas las pruebas apuntaban a una resolución de culpabilidad. Esta hazaña le otorga al nombre de Yagami la particularidad de resonar por todos los bufetes de abogados y por entre las callejuelas de Kamurocho, aunque un inesperado devenir del destino hace que deje la abogacía y se pase a un bando más violento y pragmático de la justicia.

Cobrador de deudas, guardaespaldas, investigador… Yagami hará todo lo que sea necesario para cumplir con los encargos que le lleguen al despacho junto a su amigo Kaito. Y será tras unos años como detective privado que tendrá que hacer frente a un caso que removerá todos los trapos sucios de diferentes familias de la Yakuza, de amigos y conocidos, y del pasado del propio Yagami. Una trama adulta, oscura y profunda que cuenta con todos los aspectos que caracterizan al género del suspense policíaco, con giros de guión inesperados aderezados con una atmósfera de tensión e  incertidumbre que rompe con lo visto hasta ahora en la serie del estudio Ryu Ga Gotoku.

Acostumbrados a la figura de Kiryu durante gran parte de la franquicia, Yagami se antoja como una vuelta de tuerca, un cambio que se introdujo a modo de prueba y que consiguió crear una obra muy interesante, uno de los mejores títulos de 2019 y de la serie. Cierto es que la trama es su punto más importante y más fácil de destacar, pero existen otros aspectos que son casi tan remarcables como el anterior. Uno de ellos es, sin duda, las nuevas mecánicas y actividades añadidas en Judgment.

  • análisis Judgment Remastered
  • análisis Judgment Remastered
  • análisis Judgment Remastered

Un spin off con sabor a éxito rotundo

Como detective que es, Yagami deberá perseguir a objetivos sin ser visto, aprovechando los elementos del rico escenario que es Kamurocho; reconocer escenas de crímenes para encontrar esa prueba que se ha pasado por alto y que podría ser una nueva pista para resolver un caso; correr detrás de criminales en persecuciones a toda velocidad por entre las callejuelas del barrio mientras esquiva transeúntes, bicicletas, conos y demás; interrogar a sospechosos o personas de interés que puedan estar relacionadas con un crimen, con sus correspondientes preguntas correctas y no tan correctas; y otras muchas más. Son, pues, actividades muy diferentes que rompen con la norma de las entregas principales de Yakuza, pero que le sientan que ni pintado a este título enfocado a la investigación.

Por poner algunas pegas, las persecuciones podrían estar algo más pulidas y es que adolecen de falta de sorpresa o dificultad, convirtiéndose en meras curiosidades más allá de las dos o tres primeras veces. Lo mismo ocurre cuando nos toca hacer de espía. A medida que pasa el juego y vamos aprendiendo a dominar las diferentes técnicas del detective, estas actividades a priori divertidas pasarán a un segundo plano como meros trámites para poder continuar, lo cual no quita que sean algunos de los grandes añadidos de este spin off.

Porque, a pesar de que la acción está reducida únicamente a Kamurocho, os puedo asegurar que no os vais a aburrir en ningún momento. Las misiones secundarias, sin ir más lejos, cuentan con su propia personalidad y nos ofrecerán diferentes experiencias alejadas de los típicos encargos de recadero. Estas misiones tendrán una pequeña historia, la mayoría de veces de tono chistoso y que nos sacarán alguna que otra carcajada, una consecuencia común en la saga del estudio, y de corta duración, generalmente. Son totalmente independientes del argumento principal, pero dotan al juego de algo más de duración si buscamos pasar un rato más como Yagami. Habrá quien diga que la mera existencia de estas secundarias es innecesaria, a lo que el título contesta atribuyéndoles la etiqueta de casos de investigación, el único sustento de la agencia de detectives del protagonista. ¿Jaque mate, ateos?

  • análisis Judgment Remastered
  • análisis Judgment Remastered
  • análisis Judgment Remastered

Kamurocho a 60 FPS, no hay más que decir

Pero tonterías a parte, Judgment ha conseguido recrear todo un barrio completo con un mimo y cuidado por el detalle apabullantes. Todo lo comentado anteriormente es complementado con relaciones con los vecinos, y sus consiguientes minimisiones; noviazgos, minijuegos como los dardos, el shogi, jaulas de bateo o experiencias de realidad virtual; y algo a lo que puedo decir sin vergüenza alguna he dedicado varias horas de diversión: las recreativas. Poder jugar a Out Run o al Fighting Vipers por unos pocos yenes virtuales es un placer que no puedo dejar de recomendar.

El resultado final es increíblemente satisfactorio. Kamurocho es, prácticamente, un réplica de Kabukicho, igual de vivo y de ensordecedor. El neón y las luces del ocio insuflan un aire pomposo a unas calles repletas de peligros y desafíos tras cada esquina, algo que pudimos comprobar con la versión de PlayStation 4, una versión que ha resurgido con la tecnología de las consolas de nueva generación. La iluminación ha subido de nivel y dar un paseo por los diferentes bares de Kamurocho es tan gratificante como impresionante.

Desde luego, la mejora en la resolución del título es una de las grandes noticias, a pesar de que no alcance, a falta de una confirmación oficial, los 4K. Por otra parte, la tasa de frames por segundo es otro de los alicientes de esta versión remasterizada, alcanzando unos estables 60 FPS. Uno de los problemas que más se criticaban en su día era la falta de fluidez en los combates. Estos enfrentamientos al más puro beat’em up sufrían a veces de caídas de frames que entorpecían la experiencia del jugador, sobre todo en los combates con varios luchadores en pantalla. Esto, por fin, se acabó. Judgment Remastered nos otorga la posibilidad de disfrutar al máximo de sus peleas callejeras, ya sea con el estilo de la grulla o del tigre, empleando los elementos de la escena o simplemente aporreando botones hasta desgastarlos.

Sin duda, las anteriores mejoras son las más interesantes de cara a jugar de nuevo el título. Los tiempos de carga, además, son prácticamente nulos, y es que la velocidad de los SSD de las consolas ha logrado reducir estos momentos de pausa a apenas un par de segundos, algo que siempre se agradece. Aunque, si ya habéis jugado Judgment anteriormente, no existe ningún aliciente más para volver a pasar por por caja. Con esto quiero decir que Judgment Remastered es la oportunidad perfecta para hacerte con este título que recomiendo desde el primer momento, pero solo si no has jugado antes. Esta versión también cuenta con los DLC que salieron en su día, pero son novedades casi inexistentes.

Veredicto

Judgment Remastered es la oportunidad perfecta para disfrutar de una de las mejores sorpresas de 2019 y de la saga de Ryu Ga Gotoku. La esencia del thriller se entremezcla con el siempre incansable humor de la saga Yakuza, con incontables actividades y casos que realizar en un Kamurocho que luce de gala con las mejoras que permite el hardware de nueva generación. Takayuki Yagami y su agencia de detectives disfruta, en esta ocasión, de mejoras en resolución y en la tasa de FPS, siendo estas las mejores noticias para un título que adolece de la falta de potencia en pasadas consolas. Eso sí, echo en falta alguna novedad más, algo que haga volver a jugar a quienes ya disfrutaron de este título. Sea como fuere, jugadlo, es una de las mejores recomendaciones que os puedo hacer. Esperemos que el éxito de este spin off se traduzca en más y nuevas apuestas por la innovación.

Este análisis ha sido realizado gracias a una clave digital para PlayStation 5 proporcionada por Koch Media.

Lo Bueno

  • Un thriller de un gran nivel
  • Kamurocho derrocha vida, realismo y diversión
  • Las mejoras de la nueva generación resultan muy gratificantes

Lo Malo

  • Ciertos añadidos del juego original podrían estar más pulidos
  • Se echan en falta más novedades para esta remasterización
8.5

Escrito por: Alejandro Espacio

Graduado en Ingeniería Industrial Electrónica y Automática por la UEX. Gasto mis ahorros en mundos fantásticos para poder escribir y debatir sobre ellos. RPG y Acción y Aventura como escape de la realidad.