Musicverse: Electronic Keyboard

Por el el Análisis, 2 Más
close [x]

Análisis – Musicverse: Electronic Keyboard

Nintendo siempre ha destacado por lanzar al mercado no solo juegos, sino aplicaciones para sus consolas. Musicverse: Electronic Keyboard es una de las últimas en salir en Nintendo 3DS. Nos recuerda en cierto modo al viejo Korg DS-10, de su hermana mayor sin 3D, donde teníamos a disposición un simulador de un sintetizador de una de las marcas más conocidas en el mercado. Vamos a ver qué nos ofrece esta nueva app de la portátil de la Gran N.

musicv4

¿Con tan poco haremos mucho?

Tras trastear un tiempo con el juego en cuestión, nos cercioramos de que limita bastante a la hora de componer que dependamos de los estilos predeterminados para crear las bases de nuestras obras. Contamos con catorce estilos diferentes, donde encontramos Reggae, Ballad, Country o Dance; y de los que podemos sacar cuatro bases distintas de cada uno, cada cual con su melodía y sus bases de bajo y batería (se podría decir). Esto está genial porque nos ahorra el hecho de tener que currarnos una base para nuestro tema, pero si no encontramos una que pegue bien con nuestra melodía, tendremos que olvidarnos de hacer lo que teníamos pensado. Es cierto que nos dan la opción de aumentar el tempo y crear así distintas velocidades en la base, de tal manera que podemos sacar una base totalmente diferente a la que nos dan, pero aún así no deja de ser lo mismo pero más rápido.

musicv2

Disponemos de 32 instrumentos diferentes con los que componer la melodía, 16 clásicos y 16 retro; entre lo clásico encontramos el piano, la guitarra y la flauta, mientras que en lo retro encontramos SID-Bass, MT-Accordion o VL-Violin. Podemos valernos de todos ellos para crear diferentes composiciones, pero uniéndo esto a que solo tenemos las bases predeterminadas, brillan por su ausencia instrumentos tan básicos como la batería, dejándonos con efectos que podrían simularlos pero sin llegar a ser lo mismo.

Podremos guardar hasta cinco instrumentos en las cinco celdas destinadas para ello, pero no podremos cambiarlos en medio de una grabación, así que, cuando grabemos solo podrá ser con cinco instrumentos. También podremos poner un metrónomo para llevar el compás controlado en caso de que nos cueste llevarlo todo cuadrado.

Los controles son intuitivos.

Como es obvio, podemos cambiar la afinación de nuestro teclado dejando en las teclas, que nos deja la interfaz guardadas, las que más utilicemos para poder cambiar cómodamente con el pad o las flechas de dirección de la consola. También cambiamos con los botones ABXY las melodías y bases del estilo de música que hayamos escogido. El botón R sirve para cambiar las pantallas, y con el botón L hacemos un efecto de pitchbend, con el cual podremos aumentar o disminutir dos semitonos la nota que estemos tocando con tan solo arrastrar el lápiz táctil. Esta disposición de los botones es ideal para grabar con agilidad, ya que son controles muy intuitivos.

musicv3

Conexión mundial.

Podremos grabar hasta 128 composiciones, y no solo eso, si no que podremos compartirlas con todo el mundo mediante Miiverse, Facebook y Twitter, con lo cual todos podrán ver lo que eres capaz de hacer con tu teclado.

En definitiva…

Tenemos ante nosotros una aplicación que podría resultar mucho más interesante si le hubieran metido algunas cosas más, como instrumentos, estilos y un modo de crear nuestras propias bases, pero que aún así nos da para entretenernos un rato recreando nuestras canciones favoritas.

Lo Bueno

  • Interfaz sencilla y de fácil manejo, muy cómoda para componer sin mucho lío.
  • Gran variedad de instrumentos y estilos, tanto actuales como más viejos.

Lo Malo

  • Limitado a la hora de componer ya que no podremos crear bases propias.
6.5

Escrito por: Alberto de la Uz

Estudiante en la Universidad Complutense de Madrid. Jugador y nintendero desde los 3 años. Batería y bajista de rock/metal. Profesor particular a nivel de ESO y Bachillerato. @ElJalberto