There is no Game Wrong Dimension

Por el el Análisis, 4 Más

Análisis – There is no Game: Wrong Dimension

¿Cuántos videojuegos, a lo largo de su existencia, han contado con minijuegos? ¿Cuántos de ellos han tenido minijuegos como su premisa principal? ¿Y cuántos han propuesto minijuegos donde ni siquiera había algo con lo que jugar? Esta es, a grosso modo, la premisa de There is no Game: Wrong Dimension, un sinfin de minijuegos meta que podrían salir, incluso, de este análisis.

Nada que ver aquí

Esta aventura comienza con nosotros, el jugador, quienes acabamos de comprar este juego en cuestión. El asistente del juego, Game, nos comunicará, apenado, que aquí no hay ningún juego, así que podemos cerrar la aplicación. También nos pide, casi llorando, que no pidamos un reembolso, pues de algo ha de vivir el pobre. Volviendo al tema, Game nos recomienda cerrar el programa, total, no hay nada que hacer aquí. A lo que nosotros, obviamente, nos negaremos, pues si hemos comprado un juego, exigimos poder disfrutar de este.

Así comienza There is no Game: Wrong Dimension, una serie de minijuegos y conversaciones con una IA que romperá la 4a pared por, y para nosotros. Realizaremos mil y una jugarretas al pobre programa y viviremos una aventura a través de varios no juegos junto a él. Desde no-aventuras gráficas, hasta no-minijuegos arcade. Porque no podemos olvidar que, como se nos ha dicho, aquí no hay ningún juego.

Echando abajo las paredes

Centrandonos de nuevo en el análisis y apartando las bromas un momento, There is no Game: Wrong Dimension propone una historia de compañerismo y superación. Nuestro egoismo y nuestras ganas de jugar han liberado a un glitch que está afectando otros mundos, y será nuestro deber asegurarnos de que estos no se destruyan por su culpa mientras intentamos volver a casa.

Avanzaremos en este relato de apenas 5 horas a través de varios videojuegos, que representarán distintos géneros. Con un argumento que, desgraciadamente, termina torciendose a modo de película de serie B, los minijuegos cobran el máximo sentido de la historia. Y es que la propia historia serán estos minijuegos que tendremos que superar para avanzar. Durante la aventura, como ya hemos mencionado, la carismática voz de Game nos acompañará y dará conversación en varias situaciones. De este modo, nunca nos sentiremos solos jugando, y además romperá la cuarta pared de vez en cuando con varios comentarios cómicos sobre el mundillo.

Todo a nuestro alcance

There is no Game Wrong Dimension presenta todas sus soluciones como puzzles sacados de un título del género, o una aventura gráfica. Ya sea usar la lógica, o el sinsentido habitual en algunas soluciones de los videojuegos, no podremos avanzar sin conocer la solución. Accionar unas palancas en cierto orden, combinar dos objetos que no se nos ocurriría juntar nunca en nuestra vida o simplemente explorar un ordenador. El rango de este título y la variedad de situaciones que presenta es maravilloso, pues siempre hace que el mismo se sienta fresco y no se haga pesado. En los 6 capítulos en los que se divide, pocas veces pasaremos por situaciones parecidas a las que ya hemos encontrado. Y es que la progresión tampoco será un problema, pues el título cuenta con pistas que nos chivarán la solución en caso de quedarnos sin ideas absurdas.

Conclusiones

There is no Game Wrong Dimension presenta una mezcla de actividades a realizar, más fresca que cualquier mundo abierto podría prometer nunca. Y sin siquiera ser un juego de mundo abierto. Y es que las situaciones absurdas, dobladas al inglés y con textos en castellano, harán que soltemos más de una carcajada durante nuestra partida. Si bien no cuenta con la mejor de las historias, al menos nos quedará el recuerdo de la cantidad de actividades absurdas y divertidas que realizamos para, por ejemplo, conseguir una llave de una ardilla. O de un gato. O qué ganas nos entraron de comer cereales crujientes tras terminar de jugar. Broma interna, lo entenderéis si lo jugáis. Puede que no marque un antes y un después en la industria, pero nunca está de más recordar cuando los tiempos eran más simples y todo era un juego. Incluído este juego, que no es un juego, pero a su vez es un juego sin ser un juego. Juego.

Si habéis llegado hasta aquí, os agradecemos la lectura de nuestro análisis de There is no Game: Wrong Dimension. Podéis encontrar el título en Steam, así como leer más de nuestros análisis en nuestra web. Y no olvidéis seguir nuestra cuenta de Twitter para estar al tanto de todas las novedades sobre la industria.

Este análisis ha sido posible gracias a una copia de There is no Game: Wrong Dimension proporcionada por Draw Me A Pixel.

Lo Bueno

  • Una aventura corta, perfecta para un par de sesiones de juego o devorarlo en una tarde mientras nos echamos unas buenas carcajadas.
  • Una mezcla perfecta entre géneros y minijuegos salidos de ninguna parte que nos harán disfrutar de los momentos jugables como niños pequeños.
  • No habrán dos puzzles iguales, cada uno cuenta con su propia personalidad y ha sido diseñado con mimo.

Lo Malo

  • La historia se tuerce a medio camino, llegando a ser vergonzosa o muy mala para algunos.
8

Escrito por: Victor Puig

Salí plurilingüe y acabé de profesor de idiomas. Me encantan los juegos de lucha, los JRPGs y sobretodo los indies. La buena música, dentro o fuera de los videojuegos, es otra de mis pasiones.