Especial: Larga vida a la PSP

Para homenajear a la primera portátil de Sony, algunos miembros de la redacción hemos decidido hablar de nuestro juego favorito del sistema.

Es oficial: la PlayStation Store de PSP cerrará sus puertas en julio. Tras más de 15 años en el mercado, PSP despide su actividad. Así, si bien es cierto que hace más de un lustro que no recibe nuevos títulos, momentos como este siempre servirán para echar la vista atrás y rememorar algunos de nuestros momentos más preciados con el sistema. Para muchos, la primera portátil de Sony fue una hazaña increíble, un portento técnico que nos permitió, incluso, jugar a algunos títulos de PlayStation 2 fuera de casa. Su sucesora, PS Vita, no corrió su misma suerte, ya que incluso en ventas PSP fue un megatón (casi 76,5 millones de consolas vendidas) que le hace ser, a día de hoy, la cuarta consola portátil más vendida de la historia (tras Nintendo DS, Game Boy y Game Boy Advance). Por ello, y todas esas experiencias que se quedarán en el tintero, hoy queremos rendir homenaje a una de las consolas más queridas del sector. Larga vida a la PSP.

Larga Vida A La PSP destacada

Noelia Arredondo – Kingdom Hearts: Birth By Sleep

Es posible que un gran número de personas hayan tenido que saltarse una generación de consolas por distintas razones. En mi caso, fue la generación de PlayStation 3 y Xbox 360. Estaba en el instituto y necesitaba un ordenador, así que me uní a la PC Master Race (si se le puede llamar eso al PC cochambroso que tenía) y dejé de lado las consolas. Seguía disfrutando de mi PlayStation 2 y Nintendo DS, y aguantaba como podía mis necesidades “consoleras”. Acallaba mis ganas de hacerme con una consola pensando que me compraría alguna cuando estuvieran más baratas. Nunca ocurrió.

Pero hubo un lanzamiento que no pude ignorar. Creo que todos tenemos “esa” saga que haga lo que haga, siempre estará en nuestro corazón. Para mí, por ejemplo, y soportando todos los esfuerzos de Nomura por destrozarla, fue Kingdom Hearts. Cuando anunciaron Kingdom Hearts Birth by Sleep me entró cierta angustia ¿un nuevo juego canon en otra consola distinta? ¿Otra vez? Mi gozo en un pozo. Tras investigar y mirar ofertas por todas partes, conseguí hacerme con una PSP de segunda mano barata y en buen estado.

No miento si digo que disfruté de sobremanera aquella consola. Tanto que me entristece pensar que Sony abandonó la idea de volver a hacer consolas portátiles. Ver como poco a poco desecha cualquier plataforma o juego que no consiga alcanzar sus altísimas expectativas. Sí, me apenó mucho la noticia de que dejarían de dar soporte a las tiendas digitales de PSP. Porque con estas decisiones todos perdemos. No hay una buena forma de verlo, es observar impotentes cómo condenan al ostracismo a la industria que tanto amamos. Por eso está mal y tenemos que esforzarnos en que estas cosas dejen de ocurrir. Los videojuegos son algo más que dinero, son arte.

Twitter – @NoeFutu

Alejandro Espacio – Dissidia 012 Duodecim Final Fantasy

Si hay una consola de la que guarde grandes recuerdos que no sea Nintendo DS esa es PSP. La ergonomía de su diseño y el gran catálogo de videojuegos del que disfrutó hicieron que se convirtiese en una de mis máquinas preferidas, razón por la que me duele tanto ver como, con el paso del tiempo, se va abandonando en pos de la innovación tecnológica y el beneficio. No son pocos los grandes juegos que se perderán en formato digital. Desde Daxter hasta God of War: Ghost of Sparta, pasando por Clank Agente Secreto o Killzone Liberation.

Muchos sabéis de mi amor por Crisis Core, pero hay que recordar que este spin off de Final Fantasy nunca estuvo disponible en la PS Store, por lo que no entraría dentro de esta despedida. El que sí se perderá, también de la saga de Square Enix, y que más echaré de menos, es Dissidia 012 Duodecim, el título que supuso el clímax del género de lucha de la saga de fantasía de la compañía japonesa.

Tras un primer tiento en el género con el primer Dissidia, Duodecim conseguía pulir esos pequeños flecos que quedaban al aire, además de añadir una nueva historia, nuevas técnicas y el sistema de combate por equipos que más tarde daría a luz a Dissidia NT. Nuevos escenarios, nuevas pistas de música, más personajes… Por poner alguna pega, el juego estaba en su totalidad, prácticamente, en inglés, con subtítulos en español pero menús, acciones y objetos, en inglés, algo incomprensible.

Sea como fuere, nunca es fácil despedirse de algo tan querido, más aún cuando el debate incluye a la preservación del medio. Cerrar tiendas virtuales, desde luego, no es el mejor método.

Twitter – @alespaciore

Victor Puig – Persona 3 Portable

PSP fue sin duda una de mis consolas favoritas, probablemente por introducirme de lleno en uno de mis géneros favoritos de entonces y ahora: los JRPGs. La consola siempre ha gozado de una enorme variedad de títulos de todos los géneros, contando con un amplio catálogo de títulos tanto occidentales como orientales. Sin embargo, no fue hasta que descubrí los JRPGs a los que me introdujeron varios amigos por allá en 2012 que exploté al máximo la consola. Incontables noches jugando bajo las sábanas a cambio de horas de sueño, todo con tal de poder seguir disfrutando de esos increíbles títulos.

Sin embargo, el título que me abrió la puerta al género de par en par fue Persona 3 Portable, la primera entrega de la franquicia que se estrenaba en PlayStation 2 y acabó llegando, de rebote, a PSP. Perderme por los pasillos de Tartarus, pasar horas por las calles de Tatsumi Port Island con increíbles temas musicales de fondo y disfrutar de una de las historias más edgy y teen que han pasado por mis manos. Aún con la innegable cantidad de horas de grindeo y los cientos de combates a repetir a causa de las injustas muertes instantáneas, es uno de mis títulos más queridos.

Aún contando con otros grandes títulos a los que les he echado otra ingente cantidad de horas, como Crisis Core o Dissidia 012, Persona 3 Portable se ha ganado un lugar muy especial para mí. Y, ¿cómo olvidar ese final, mientras suena Memories of You, tras el increíble monólogo con la voz de Karen Strassman?

Twitter – @Hokoudo

Davinia Negrín – Clank: Agente Secreto

Desde Gameboy las consolas portátiles me han acompañado desde pequeña y no era de esperar que una de mis favoritas fuera la PSP. En su momento fue una de las mejores formas de incluir los juegos de PS2 a niñas/os a los que nuestros hermanos no nos dejaban utilizar la consola principal. Y de ahí introducirnos a un catálogo repleto de aventuras que estarán con nosotros toda la vida, como, por ejemplo, Grand Theft Auto: Vice City Stories o Dragon Ball Z: Shin Budokai  o literalmente los mencionados por los compañeras/os de la redacción.

En este caso, destacaría una parte de la divertidísima saga de Insomniac: Clank: Agente Secreto. Para los amantes de los minijuegos del robot plateado este título nos brindó una oportunidad de seguir disfrutando del desarrollo de personajes tan importantes para la industria. Siendo esta una parte canónica de la saga principal, aunque no muy redundante, continuamos con el plataformeo y los gráficos característicos tanto de la consola como del videojuego en sí. Aunque no es exclusivo de PSP se elaboró con esa idea, pero también sería trasladado a PS2 en el mismo año sin haber casi ninguna diferencia entre ambas versiones. 

A título personal, dejar que las siguientes generaciones no disfruten de este y muchos juegos destacables dentro del género es cuanto menos osado. Dado que no solo dejan atrás una importante carga sentimental e histórica, sino que, además, los nuevos usuarios desconocerán ciertas partes importantes de sus juegos favoritos con el cierre de la tienda de PSP y se perderá gran parte de la esencia de los mismos. 

Twitter – @vxnxxs

Abelardo González – Grand Theft Auto: Liberty City Stories

En el año 2005 volvimos a 1998 gracias a la pequeña portátil de Sony. Si bien no fue mi primer título para PSP, me es imposible tenerlo más cariño a cualquier otro juego del sistema. De hecho, tengo que reconocer que la primera vez que lo terminé con la edad recomendada, allá por aquel 2012 donde cumplí 18 añitos, ya era mi quinta pasada… Hola traumas futuros.

Grand Theft Auto: Liberty City Stories fue, en su momento, uno de esos juegos que nos parecían imposibles. Liberty City, escenario de aquel GTA III protagonizado por Claude Speed, volvía (¡en forma de chapa!) a nuestras manos, nunca mejor dicho. Gracias a la potencia de la primera consola portátil de la marca PlayStation, pudimos disfrutar al máximo volver a recorrer aquellas calles que nos enamoraron a principios del milenio. Y Toni Cipriani, a quién ya conocíamos por su aparición en la tercera entrega numerada de la franquicia, tomaba en esta ocasión las riendas protagónicas.

Este juego era, en esencia, espectacular. La acción y el frenetismo de la saga Grand Theft Auto aterrizaba directamente en nuestro bolsillo, y esta versión “capada” no tenía nada que envidiar a entregas anteriores. Vice City, que llegó posteriormente, fue el broche de oro al periplo de la franquicia en la portátil, pero yo nunca olvidaré lo que sentí con aquella primera vez al volante de un coche por la Liberty City portátil. En esencia, parte de mi pasión por el medio nace por momentos así, por descubrir historias que, cabiendo en la mochila, nos llevaban a vivir apasionantes aventuras. Larga vida a la PSP (y a Grand Theft Auto: Liberty City Stories). 

Twitter – @AbeGH58

Escrito por: Abelardo

Con un mando en las manos desde que tengo uso de razón, empecé con una Super Nintendo y desde entonces no he parado. Lector ocasional, apasionado por los mundos de Miyazaki y nieto de Lolita y Juan.