Videojuegos de Anime – «Girls & Panzer»

Entre las series que han tenido un éxito notable en Japón y trascendencia ha estado «Girls & Panzer» que se ha convertido en todo un fenómeno de masas en el país nipón, en especial por haber sacado a la palestra a la ciudad japonesa de Oarai, en la prefectura de Ibaraki, que da nombre a la escuela donde estudian las protagonistas de la serie y de la que hay parte de localizaciones reales plasmadas en la serie.

La historia de la serie presenta a Miho Nishizumi, una chica normal que acude a su primer día en el Instituto Femenino de Oarai. Todo va normal e incluso hasta logra hacer migas con Saori Takebe y Hana Isuzu, compañeras de clase. Sin embargo al final del día se le pide a través del comite disciplinario de la escuela que entre las opciones de actividades extraescolares elija «Senshado» (literalmente traducido como «El Camino del Tanque») como opción principal, lo que la deja trastocada ya que ella odia esa actividad por algo que le ocurrió en el pasado.

Pese a ello finalmente se une al equipo y junto con otras chicas del instituto forman diferentes equipos para poder presentarse al torneo entre escuelas de Senshado. Con el tiempo Miho no solo demostrará tener aptitudes extraordinarias comandando equipos de tanques sino también aprendiendo a apreciar el Senshado junto a sus compañeras.

Si bien la premisa no parece tentadora es una serie que sorprende tanto por el carisma de sus personajes como por los combates que ofrece haciendo que la trama sea lo bastante llevadera para verla sin muchas trabas y que engancha a poco que se le de una oportunidad. Evidentemente el éxito de la serie propició que se desarrollara un juego de la misma, «Girls & Panzer: Senshado, Kiwamemasu!» título que vió la luz en 2014 para PlayStation Vita.

«GIRLS & PANZER: SENSHADO, KIWAMEMASU»  (PSVITA – 2014)

El título se compone de dos propuestas de juego bien diferenciadas, por un lado, la principal, es la del modo historia que sigue de cerca los acontecimientos de la serie animada desde el comienzo con la formación y combate de entrenamiento del equipo de Ouarai hasta el enfrentamiento en la final del campeonato entre escuelas contra Kuromorimine.

La estructura es un poco peculiar puesto que se divide en 5 episodios en los que se recoge la parte principal del anime con un total de 98 misiones en las que el jugador podrá no sólo manejar al equipo Anko que comanda Miho sino también al resto de componentes del equipo de Owarai: Ahiru, Kaba, Usagi, Kame, Kamo, Leopon y Arikui. En un principio sólo estarán disponibles las misiones del equipo de Miho pero consiguiendo un rango específico o simplemente completando misiones se irán desbloqueando las del resto.

garupan_01

Las misiones básicamente consisten en eliminar a los tanques enemigos para posteriormente pasar a la siguiente batalla o incluso seguir los pasos del anime en cierto puntos, aunque también hay momentos en los que se podrá cambiar el curso de los acontecimientos de la serie, como, por ejemplo, en el enfrentamiento contra Saint Gloriana o evitar que un equipo que no aparece en un combate pueda tener acto de presencia aunque sólo para las misiones propias de ese equipo. Entre medias, en cada combate se podrá cambiar el control del equipo de manera limitada pulsando el botón triángulo. En este estado el tanque del equipo seleccionado tendrá mayor defensa y poder de ataque con lo que podrá inmovilizar a los tanques enemigos con mayor facilidad.

Al término de cada misión se mostrará una pantalla en la que aparecerán las estadísticas del combate incluyendo el tiempo empleado, el daño efectuado a los tanques enemigos, los tanques derribados y los impactos recibidos y con eso el jugador obtendrá un rango que determinará su habilidad en combate.

La otra propuesta de juego es la del modo «Battle Royale» que se escinde en dos tipos. Por un lado está el «Free Battle» en el que se puede configurar el equipo de combate y el rival al que hacer frente en combates de tanque insignia o eliminación. El primer tipo de juego básicamente consiste en que ambos equipos llevarán un tanque insignia determinado por una bandera de color y el primer equipo que derribe el del contrincante será el ganador independientemente del número de tanques que queden. El segundo por su parte consiste en eliminar los tanques del enemigo antes que el enemigo elimine los aliados.

garupan_03

La peculiaridad que tiene este modo de juego es que si bien se puede jugar con todos los tanques debloqueados en el modo historia, habrá un límite de puntos de costo para elegir equipo, con lo que cada tanque viene delimitado por un coste de puntos para que pueda incluirse en el equipo. Al principio el máximo total es muy bajo, con lo que básicamente sólo se podrán seleccionar tanques básicos y no muy potentes, como el equipo de Ouarai al principio de la serie, pero a medida que se vaya combatiendo y se consiga experiencia se podrá aumentar ese total hasta conseguir equipar los tanques más fuertes como por ejemplo los tanques mejorados de Ouarai, el equiplo completo de Kuromorimine o poder equipar todo un compendio de tanques Maus, el más poderoso del juego y de la serie.

El otro modo de juego es el modo «Challenge Mission» que incluye misiones adicionales por DLC gratuito y en el el jugador se enfrentará a diversas misiones especiales como volver a combatir contra las escuelas en combates de tanque insignia u otros especiales como, por ejemplo, enfrentar a 4 tanques Maus.

La mayor virtud que presenta el juego es, precisamente, reunir en un solo juego a prácticamente todos los personajes destacados de la serie y ofrecer contenidos adicionales, como conversaciones especiales y situaciones hipotéticas. También está la recreación de los tanques característicos de la serie con sus detalles al milímetro e incluso ver que los principales de cada escuela incluyen la figura de su capitana mirando desde lo alto a su alrededor, y ver como se introducen de sopetón en el interior del tanque al recibir un impacto. Un detalle interesante y muy curioso.

garupan_02

Los combates no estan nada mal, entretenidos por asi decirlo. No es como puede ser, por poner el mejor ejemplo, «World of Tanks» que tiene muchos más detalles y los mapeados son inmensos a la par que mucho más estratégicos, pero se deja jugar y eso es lo importante en todo título que se precie.

Es interesante que hayan incluido como opening del juego la misma canción de la serie, «Dream Riser», que también puede seleccionarse en el menú de selección de misión y de equipo. A su vez, como extra, en el juego se pueden escoger como BGM de los menús otros temas como la canción de «Katyusha», el tema «Anko Dance» o el ending «Enter Mission» sumado a algunos temas adaptados de ls OST de la serie.

garupan_04

Entre los defectos a destacar del juego está, sobretodo, la pobre IA del juego que tanto en el modo historia como en el «Battle Royale» peca de ser muy poco inteligente y desarrollada ofreciendo combates con cierto reto pero que no están del todo bien llevados. Pese a ello los combates son muy entretenidos pero les falta el punto que ofrecía la serie. Especialmente en el «Battle Royale» es curioso como los equipos son puestos uno prácticamente al lado del otro en lugar de distanciarlos en puntos opuestos como pasa en la serie, con lo cual los combates en este modo se terminan en un suspiro. Una lástima.

Por lo demás, pues quizás le falte algo de contenido. Por asi decirlo que el juego tenga 98 misiones no es poco, menos si cabe que para conseguir el platino haya que conseguir el rango S en todas y cada una de ellas, pero si que queda la sensación de que el juego es algo corto y no ayuda mucho el «Battle Royale», con lo cual podrían haber incluido combates adicionales en los que tendrían protagonismo las escuelas de Saint Gloriana, Sanders, Pravda y Kuromorimine a la que quizás habría que añadir Anzio, que podría haber salido como DLC gratuito post estreno de la OVA en los cines japoneses pero finalmente ha quedado como extra exclusivo de la edición «Rival Takaramono Box» lo cual es un tanto incomprensible.

Escrito por: Aarón Rodríguez

Gamer desde los tiempos de la Atari y el Spectrum que con el tiempo ha digievolucionado en un fan incondicional de títulos de corte nipón desde lo más natural hasta lo más nicho.