Ya se encuentra disponible la web de Final Fantasy XVI

Una de las grandes sorpresas de las últimas semanas fue el anuncio de Final Fantasy XVI, la decimosexta entrega de la rama principal que, pese a ser carne de rumor durante mucho tiempo, pocos sentían esperanza sobre su revelación. Pues bien, Final Fantasy XVI es una realidad, de eso no hay dudas, y Square Enix ha lanzado hoy las web oficial.

final fantasy xvi web

En la web oficial de este Final Fantasy XVI podemos encontrar varios puntos importantes. Más allá del espectacular trailer Awakening que se mostró el día de su presentación, dos son los apartados que más llaman nuestra atención y que aportan más novedades al proyecto.

El primero es un apartado dedicado a su mundo. En esta entrega pisaremos las tierras de Valisthea, un territorio bendecido por los Cristales Madre, cúmulos cristalinos que permiten a los humanos el uso de magia y poderes sobrehumanos. Además, en estas tierras existen criaturas muy poderosas denominadas eikon, quienes viven en huéspedes humanos con la posibilidad de invocar a estas bestias legendarias. En este apartado también podemos leer sobre las diferentes naciones de Valishtea, como el Gran Ducado de Rosaria o el Sacro Imperio de Sanbreque.

final fantasy xvi web

El otro punto importante es el enfocado a sus personajes. El protagonista del juego será Clive Rosfield, primogénito del archiduque de Rosaria, heredero de las llamas del Fénix para convertirse en Dominante, huésped de un eikon, pero fue el destino quien decidió que sería su hermano, Joshua, quien heredaría tan poder. Clive consiguió posteriormente hacerse con el puesto de guarda mayor, responsable de la seguridad del Fénix, pero todo se trunca con el ataque del eikon oscuro, Ifrit, a quien juraría venganza. En la web oficial podéis leer más sobre Clive, Joshua y Jill Warrick.

Escrito por: Alejandro Espacio

Estudiante del grado Ingeniería Industrial Electrónica y Automática. Gasto mis ahorros en mundos fantásticos para poder escribir y debatir sobre ellos. RPG y Acción y Aventura como escape de la realidad.